¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

CÓMO PREPARAR EL CUERPO ANTES DE UN ENTRENAMIENTO

por / Viernes, 17 marzo 2017 / Publicado enEntertainment

Cuando queremos comenzar con un deporte, las ganas nos pueden y, en ocasiones, nos lanzamos a la pista sin tener en cuenta unos aspectos básicos que nos ayudarán a conseguir un mayor rendimiento y evitar algunas lesiones que pueden convertirse en graves. La clave previa está en proponernos mantener un equilibrio entre nuestros hábitos y la rutina deportiva: alimentación saludable, hidratarse de manera correcta, tener un buen descanso y moderar –o abandonar- el consumo de sustancias perjudiciales, ya que los beneficios de dejar de fumar son infinitos.

Stretching the muscles

Pero minutos antes de la actividad física, nuestro cuerpo necesita estar en su punto óptimo para llevarla a cabo. ¿Qué necesitamos hacer? Sigue leyendo:

Aumentar la temperatura

Siempre pensamos que lo primero que tenemos que hacer es estirar, pero esto nos jugará una mala pasada al poder romperse el músculo si nuestro cuerpo no ha calentado. Los músculos se gradúan también con el calor, y si están fríos y nosotros nos ponemos las zapatillas, el chándal y estiramos, quizá los quebremos o descompongamos. Es diferente calentar a estirar. Lo primero de ellos hace que nuestro cuerpo coja la temperatura adecuada para que nuestros músculos estén preparados en la actividad física, rindan mejor, aumenten su elasticidad y así no sufrir en exceso. También se elevará nuestro ritmo cardíaco que hará que se consiga una mayor oxigenación al favorecer el riego sanguíneo.

No todos los calentamientos son del mismo tipo, dependen del deporte que vayamos a hacer, el tiempo que dediquemos a cada uno y nuestra propia forma física. Generalmente suele durar entre 15 y 20 minutos y debes comenzarlo de manera progresiva, de menor a mayor intensidad.

Estiramientos

Ahora sí, después de haber conseguido que nuestro cuerpo alcance la temperatura idónea, estiraremos nuestros músculos sin riesgo de lesión. No dejes que pasen más de 5-10 minutos desde que has calentado. Debes tener en cuenta cada parte de tu cuerpo, pues cuando haces una actividad física, pones cada una de ellas en marcha. Comienza por abajo y sigue hacia arriba, o de manera inversa, como tú quieras, pero hazlo en orden, así sabrás que no has olvidado ninguna.

A tener en cuenta

Necesitas energía, pero no comiences ningún entrenamiento con el estómago excesivamente lleno. 30 minutos antes de la actividad, consume algún alimento rico en hidratos de carbono sencillos, como fruta o frutos secos.

Los accesorios deben ser los idóneos para el deporte que vayamos a hacer. No todos nos servirán para lo mismo y “cada zapatilla es un mundo”.

¡Esperamos haberte ayudado para tu próximo entrenamiento!

SUBIR